business catalog article new catalog business opportunities finance catalog deposites money catalog making art loan catalog deposits making catalog your home good income catalog outcome issue medicine catalog drugs market catalog money trends self catalog roof repairing market catalog online secure catalog skin tools wedding catalog jewellery newspaper catalog for magazine geo catalog places business catalog design Car catalog and Jips production catalog business ladies catalog cosmetics sector sport catalog and fat burn vat catalog insurance price fitness catalog catalog furniture catalog at home which catalog insurance firms new catalog devoloping technology healthy catalog nutrition dress catalog up company catalog income insurance catalog and life dream catalog home create catalog new business individual catalog loan form cooking catalog ingredients which catalog firms is good choosing catalog most efficient business comment catalog on goods technology catalog business secret catalog of business company catalog redirects credits catalog in business guide catalog for business cheap catalog insurance tips selling catalog abroad protein catalog diets improve catalog your home security catalog importance

Octubre 2008 Archives

Tempus Fugit

| 1 Comment | No TrackBacks

Estrés. Ultimamente mi vida parece una barquita a merced de rios tempestuosos y olas embravecidas (aqui tambien recuerda una canción de sinkope, "a merced de las olas en mi barco de papel", voy a tener que mirarme esto :)). Cuando no estoy en la beca, estoy en clase, y cuando no estoy en alguna de las dos, seguramente estaré en el voluntariado (o bien trabajando para), en mis ratos libres me gusta echarle un rato de bicicleta. Y si por un casual no me encontrais en esos sitios, es probable que esté en mi cueva roncando suavemente para llegar a sumar las 6 o 7 horas diarias.

Es curioso, los lunes ya no me parecen tan malos, despues de estar un fin de semana gestionando cosas de la beca, y despues con mi grupito de niñas (para dos niños que hay...) de 11 años, que por cierto, empiezan a poder conmigo... los lunes son casi un descanso. Total, 6 horas de clase y 3 de beca no son tan malas, ¿y quien necesita tiempo para comer ahora que se han inventado las maquinas expendedoras de sandwiches?

Ir viviendo, y sentir que remas en la barquita, sentir la emoción de haber elegido el recorrido con los rapidos. El agua salpicandote la cara, los musculos doloridos de intentar aguantar el remo para dirigir la embarcación, los instintos saboreando el peligro, la incertidumbre... y llegar a casa, y tumbarse satisfecho de todo de vez en cuando.

Hay gente que lamenta que yo no tenga novia... la verdad es que no se si sacaría tiempo suficiente para tratarla adecuadamente. A mi me viene dando un poco más igual, no tengo tiempo para pensarlo, cuando no estoy con la mente ocupada, la tengo demasiado embotada.

Bendito estrés.

Niebla

| 1 Comment | No TrackBacks

La ciudad duerme bajo un manto blanco, translucido, de finas gotas de agua.

Unos pasos amortiguados por la humedad del ambiente resuenan en calles desiertas de trafico, de gente. Tan sólo unas sirenas lejanas que acuden a una emergencia disturban lo que podría ser una tranquila noche de Otoño.

Las luces del exterior apenas logran dar una palidez mortal al ambiente. Al mirar al cielo solo se puede ver una masa blanca y gris, ocultando nuestras vidas a las estrellas curiosas y a la luna soberbia. Así no pueden recordarme viejos pactos.

El sudor resbala por el cuello, los brazos, las piernas... pegando la camiseta a mi espalda, una segunda piel hecha de tela. El jersey me asfixia, en realidad, todo me asfixia... un lejano instinto lobuno surge en lo más profundo de mi humanidad. Necesidad de correr, libremente, sin destino, sin correas... pero me mantengo anclado por las obligaciones y los compromisos.

Los musculos claman acción, adrenalina. No han tenido suficiente, quieren más, quieren atender a esa llamada del instinto primitivo, quieren hacer desaperecer al humano, a sus necesidad, y convertirse en algo sin normas, ni leyes, ni grilletes, ni cadenas.

Y el ruido del tráfico te saca de las ensoñaciones, y te ves irremesiablemente atado a la condición humana...

Limites

| No Comments | No TrackBacks

Nos han traido los botiquines para nuestros equipos, por fin, asi que cada delegado debe coger el de su selección y llevarlo a los partidos. Al abrirlo delante del responsable medico para que me hiciera un breve resume, he sacado una fundita con media docena de agujas esterilizadas.

- Eres muy optimista si te crees que voy a usar esto... no soy aprensivo con las agujas (soy donante de sangre), pero esto es bastante diferente.

- No hombre, lo tuyo será aplicar el compuesto de frio, el clorotilo, limpiar alguna herida, poner vendajes basicos, evitar que se trague la lengua en un ataque y cosas así de conocimientos generales... esto es solo por si hay algun medico en las gradas, para que tenga material a mano justo al lado de la incidencias graves en el mismo momento en que ocurra. Incluso para ellos no es más que un parche hasta que llegue la ambulancia.

Despues de un rato pensando, me dice.

- De todas formas, fuera de esto, te digo que si hay una emergencia, nunca se sabe como actua uno.

- Pues no me imagino llevando la voz cantante en una situación así.

- Uno nunca sabe cuales son sus limites hasta que los alcanza.

Estupido

| 3 Comments | No TrackBacks

Mira que el ser humano es estupido, el unico animal que ha avanzado tanto en esto de la supervivencia que ahora se puede permitir el lujo de desevolucionar, o involucionar o como quiera que se llame.

Somos capaces de defender a un completo bastardo solo porque esta dentro de nuestro grupo social. Y en cambio, atacar sin piedad a un desconocido solo por ser diferente.

Si al final nos vamos a extinguir...

Salvaje

| 6 Comments | No TrackBacks

La noche oscura y frio de inicios de otoño permanece callada, los arboles van desnudandose con la calma de quien sabe que su sino es permanecer inmutable. Millones de hojas alfombran los caminos, la humedad del ambiente las ablanda y las deshace, fusionandose en una sola pieza que cubre todo el bosque por igual.

Unos pasos apresurados rompen la quietud. Unos jadeos ahogados e irregulares perturban la tranquilidad. Un miedo indefinido se huele en el aire. Alguien es perseguido, lo presiente, de esa forma sorda en la que todos notamos la presencia de alguien sin oirle ni verle. El silencio se hace tangible, se materializa en una figura que corre sin ruido, con la pesada respiración formando pequeñas nubes de vaho y sin dejar huellas allí donde pisa.

Mis garras golpean el suelo con fuerza, impulsando el cuerpo a través de la oscuridad, siguiendo un rastro de olor a miedo y deseo, levantando gotas de agua en cada paso. Si fuera un color sería un rojo vibrante y vivo. Los tenues sonidos que hace en la huida suenan como una sinfonía.

El fuego me arde en el pecho, bombeando ritmicamente como tambores de guerra en plena carga. El hambre me domina, el raciocinio está nublado, solo los instintos mandan. El frio aire muerde la piel que me cubre, un pelaje gris oscuro, mis musculos bufan, alegres por la orgia de adrenalina y deseos desatados.

Lobo.jpg

Una figura delicada se recorta contra la oscuridad, mis cuartos traseros aumentan la velocidad, la potencia agota las reservas con rapidez. Pero ya da igual. Casi se puede saborear ya la presa. Unas ultimas zancadas. El salto. Un quiebro inesperado. Las garras rozan la victima. Mis dedos rozan su piel.

Al caer al suelo los instintos estan reorganizandose. Por un segundo se ha hecho brecha en la burbuja de instintos. Unos breves segundos que me cuestan perder de vista a la presa. El rastro sigue rojo brillante, flotando en el aire. La caza comienza de nuevo. Una sonrisa lupina ilumina un rostro vagamente humano y aulla dejando al descubierto una hilera de alineados dientes y afilados colmillos.

Y el bosque de nuevo acoge una cacería que probablemente no acabe. El silencio volverá a caer entre los arboles. La quietud invadirá cada rincon. El cazador seguirá existiendo gracias a la presa, aunque no la alcance nunca. Dando sentido a los esfuerzos, a las frustraciones, ignorando el dolor lacerante de no querer ser escuchado, sin ser capaz de hacer entender a la perseguida el porqué de la persecución. Quizás algun día la llegue a alcanzar, y sus cuerpos se fundan en un festín de pasiones saciadas y placeres desconocidos, abandonados a los instintos animales...

Zen

| 2 Comments | No TrackBacks

"Aunque los bosques de bambú son densos, los flujos de agua son libres en ellos."

Proverbio zen

Como persona imprudente que soy, estoy tentado de explicar algo relacionado con esto. Como persona imprudente que lleva más de cuatro años con un blog me cuesta mucho renunciar a contar algo más. Pero por una vez, voy a dejar que la prudencia me invada y que sea la frase la que se explique por si misma.

Perdiendo el norte

| No Comments | No TrackBacks

No diria que tengo mala orientación. Años de patearme Madrid, conociendo recovecos, viendo rostros, empapandome de sus avenidas llenas de tiendas con mil cosas para comprar y de calles llenas de prostitutas y drogadictos sin nada ya casi que vender. A menudo caminando sin destino en la maraña de cruces que supone la gran urbe.

Igual que en mis excursiones a Dublin, apenas media docena de veces, y ya me se mover con cierta soltura, como llegar a algunos puntos de la capital irlandesa, tiendas curiosas, lugares más seguros para llevar a los estudiantes y escondites llenos de gente donde dejarse caer un rato a ver el cielo blanquisimo de nubes a punto de romper a llover (que es la unica forma en la que he visto el cielo dublinés).

Incluso en la montaña conozco los tipicos trucos para orientarse, por donde aparece el sol, donde sale el musgo, la posición de las estrellas...

Y a pesar de todo eso, hay veces que pierdo el norte, y mi objetivo se difumina. Y ya no se lo que busco, ni lo que tengo que pensar. Casi como si los cantos de sirena clamaran la atención del capitan de navio y le llevase contra las rocas. Nublando la vista, dominando los movimientos, adormilando la mente y engañando a los sentimientos.

Libre

| 1 Comment | No TrackBacks

¿Cuantas veces habré puesto ese titulo? Debe ser que uno de mis mayores anhelos es precisamente ser libre. No estar atado por obligaciones, ni compromisos, ni prejuicios, ni necesidades... no ser esclavo de estupidos convencionalismos sociales, de viejos trajes encorsetados por leyes morales dictadas por personajes de dudosa calaña.

Todo aquello que me impele a hacer algo de lo que realmente no estoy convencido de hacer... Comer por placer y no porque mi cuerpo necesite sustento. Echarme en una explanada de cesped a mirar las estrellas sin que ello suponga que tenga sueño o que necesite pensar. Leer sin estudiar, o sin tener que matar el tiempo. Pocas veces uno es suficientemente libre.

Por desgracia, nada cambia. Y este es otro tema. Atado a necesidades. Atado a miedos. Lastres que nos anclan en la inmutabilidad...

Hoy otra de sinkope...

"mi pequeña estrella debe estar fundida
me sale mal to
mi porción de suerte aun no ha sido partía
me sale mal to
lo mas sencillo me enreda y me complica
y bebo confusión"

(esta canción la escuché a capella cuando vinieron a Madrid... y se me puso la carne de gallina).

A merced de las olas

| 2 Comments | No TrackBacks

Hoy ha sido el segundo dia en poco tiempo que he puesto mi cuerpo al limite, trabajando "al fallo"... A merced de las olas en mi barco de papel...


y entre en la conciencia de la locura

con cierta ternura maté mis miedos

engrasé mi armadura y mi cerebro

y bebí en la fuente de la tristeza

y pieza a pieza fabriqué mi mundo

Sinkope


About this Archive

This page is an archive of entries from Octubre 2008 listed from newest to oldest.

Septiembre 2008 is the previous archive.

Noviembre 2008 is the next archive.

Find recent content on the main index or look in the archives to find all content.

Monthly Archives

Monthly Archives

Pages

Powered by Movable Type 4.23-en